Pánico

- Así estaba yo sentada mirando el techo cuando empezó a sonar una alarma y un timbre: era un simulacro. Ya me veía en medio de un desastre químico-nuclear o algo así.

Cinco de la tarde en plaza ñuñoa y helado de coco celestino (una forma elegante de decir "coco con manjar"), tirados en el pasto, escuchando taxistas gritones.

-Y eso
- Sí...
- Después la profe se puso a hablar de los temblores en el laboratorio, las cosas de vidrio y todo eso.
- Hace calor
- ¡Pero escúchame! ¡El enjambre sísmico! ¡Vidrio! ¡Refrigeradores!
- Sí
- Odio que el helado me deje las manos pegajosas
- Se nos olvidó sacar servilletas
- Siempre se nos olvida
- ...
- Enjambre sísmico
- Hace calor

Si esta conversación la hubiéramos tgenido hoy y no ayer habría dicho todo eso. Ayer llegué hasta la cuarta línea, me faltó un almuerzo de pánico sísmico para inspirarme.

3 thoughts on “Pánico

Darius dijo...

.
Cómo puede estar sentada mirando al techo??



PD: Eso era lo importante del texto, no?

Aurelio dijo...

publique algo... ya ha pasado mucho tiempo desde este post.. saludos!

^^

Zaki dijo...

Niño Diggory Malvado:
Sí se puede estar sentada mirando el techo, es aún más fácil cuando hay de esos malditos ventiladores hipnóticos que no ayudan en nada a combatir el calor.

Aurelio:
Ya posteé algo directo desde mi libreta de "pensamientos profundos" de la cual usted se rie :(

Proudly powered by Blogger
Theme: Esquire by Matthew Buchanan.
Converted by LiteThemes.com.